ego, terapeutas, logopedas, formación

Oda a los "Coleccionistas de títulos"

Dramitas de logopeda

Existe gente...

Es mi opinión personal aquí en este espacio seguro.

Como te iba diciendo, hay gente que es coleccionista de títulos, de términos técnicos, de fechas y datos.

Y ¡ojo!, eso está genial si sabes luego qué hacer con ello.

Me fascina esa gente que es capaz de nombrar con gran exactitud la referencia bibliográfica en la que se habla de... pero luego van y te dicen:

"es que con estos niños es imposible trabajar"

"no se cómo hacer para que el niño me haga caso"

¡What! ¿Perdona?

Y yo me pregunto para qué sirven entonces tantos títulos, libros, referencias bibliográficas...

A mi entender, oiga quizá equivocado pero humilde entender de "logopeda de a pie"; coleccionar títulos debe ir parejo a almacenar conocimientos que puedas luego en poner en práctica.

La teoría es necesaria, si, y la práctica es imprescindible.

  • Si sabes decir el año exacto en el que un profesional publicó un libro pero no te empapas de ese libro...
  • Si vas a un curso y no lo pones en práctica después....
  • Si te lees millones de artículos pero luego no lo "ejecutas"...
  • Bufff, no sé, a mi eso no me va. ¿Para qué te sirve?

Supongo querido/querida que como dice una gran compañera y amiga: no hay más ciego que el que no quiere ver.

Así es, siempre ha sido y siempre será. Se tenía que decir y se dijo ;)

Me molesta, sí, lo confieso al más puro estilo "La Pantoja":

  • Yo confieso que también colecciono títulos...
  • Yo confieso que también almaceno formaciones..
  • Yo confieso que se me olvidan las fechas aunque las tenga escritas...
  • Yo confieso que no soy capaz de memorizar citas bibliográficas...
  • Yo confeso que no me se mi número de móvil nuevo..
  • Yo confieso que puedo olvidarme de los nombres técnicos..

Pero LO QUE SI QUE SI QUE SI confieso es que cada día intento crecer como profesional, aprender y mejorar, no para almacenar y guardar polvo, no para coleccionar y guardar polvo: sí para "practicar" y ayudar a los demás. 

Esa gente que suele "coleccionar" se vuelven vanidosos para corregir a los demás pero no para ayudar a florecer.

Y tú, ¿qué decides?, eres coleccionista o alamcenador.

Sin comentarios

Añadir un comentario